La Facultad de Ciencias


La Facultad de Ciencias, tal como se entiende hoy en día, inicia su andadura en la segunda mitad del siglo XIX. En efecto, si bien con anterioridad se podían cursar estudios de Matemáticas, Química y Naturales en Escuelas organizadas por iniciativas populares como la Sociedad Econ&0acute;mica Aragonesa y la Corporación Municipal, es precisamente en en curso 1868-69 cuando- en virtud de las nuevas disposicones legales, que establece un Bachillerato en Ciencias (dos cursos comunes a todas las Secciones), y una Licenciatura con dos o tres cursos de especialización y el Título en la Sección respectiva- se inicia el primer curso en la provisional Facultad de Ciencias. A esta primera época pertenecen alumnos como Bruno Solano y Zoel García de Galdeano, que se incorporarían posteriormente al profesorado. A pesar de esta situación, una nueva legislación suprime la Facultad de Ciencias en 1874, que sin embargo, gracias al esfuerzo del Claustro existente, a las presiones municipales y a un cambio de ministro, consiguen que se vuelva a reabrir en septiembre de 1893 con nuevas Secciones, conformándose las de Fisiscoquímicas y de Fisicomatemáticas, estableciéndose oficial y definitivamente la Facultad de Ciencias de Zaragoza.

En 1900, en virtud de nuevas directrices del Ministerio de Instrucción pública, desaparecen las secciones mixtas, y en 1903 se crean las Secciones de Químicas y Exactas, a las que se une la de Físicas en 1913. Faltaba, por tanto, la sección de Naturales para equipararse a las Facultades de Madrid y Barcelona. Hubieron de transcurrir muchos años para una nueva ampliación de estudios, pues no es hasta 1973 en que se comienzan a impartir los cursos de la licenciatura en Ciencias Geol&pacute;gicas. Posteriormente en 1990 se implanta la Diplomatura en Estadística y en 1998 el Segundo Ciclo de la Licenciatura en Bioquímica.

Si, como hemos visto, los estudios de la Facultad de Ciencias han sufrido una marcha azarosa, también lo ha sido el de sus instalaciones. La Facultad de Ciencias empezó instalándose provisionalmente en el antiguo edificio de la Universidad en la Magdalena. Al ir necesitando más espacio, se traslada en 1893 al recién inaugurado edificio de las Facultades de Ciencias y Medicina, en la plaza de Paraíso, obra del arquitecto Ricardo Magdalena y Tabuenca. En 1962, se muda, otra vez más, al nuevo edificio de la Facultad de Ciencias en la Ciudad Universitaria.

La creación de nuevos estudios, el aumento de alumnos y por ende de profesores, así como las nuevas necesidades en laboratorios de docencia e investigación ha hecho que se extendiese alrededor de este edificio en el ya colapsado Campus. De este modo, el edificio inicial (Ciencias-A) alberga a Físicas y Bioquímica, el edificio Ciencias-B, inaugurado en 1982 a Matemáticas y Estadística, el llamado Ciencias-C, de 1984, a Geológicas y el más reciente, en uso desde 1999, Ciencias-D, corresponde a Químicas.

En las aulas de la Facultad de Ciencias han cursado sus estudios alumnos que más adelante han sido sobresalientes figuras en el mundo científico. Así mismo, la nómina de sus profesores ha sido amplia, muchos de ellos con gran reconocimiento profesional en el momento que les tocó estar en activo y que debido a su extensión no vamos a reproducir. únicamente vamos a dar como representantes de la Facultad, a sus Decanos. Así tenemos los siguientes, junto con el periodo en que desempeñaron sus cargos:



Para una mayor información sobre la Facultad de Ciencias hasta 1962, consúltese M. Tomeo Lacrué, Biografía Científica de la Universidad de Zaragoza (1962). Editada por Facultad de Ciencias de Zaragoza para conmemorar la inauguración de su nuevo Edificio.



Valid HTML 4.0! [home]